BIENVENIDOS A LA PAGINA DE LA TERTULIA DE ILLESCAS

BIENVENIDOS A LA PAGINA DE LA TERTULIA
Navega por ella y déjanos tu comentario.
No te cortes y dinos si algo no te gusta.
No nos molestan las críticas constructivas.


miércoles, 21 de mayo de 2014

RESUMEN TERTULIA DEL 15 DE MAYO DE 2014, EN "LAS CADENAS"

Otra vez bajo el granado centenario y pasándonos de eruditos: tertulia del 15 de mayo de 2014


Empezamos sobre las 20h 10' del día citado en el patio de “Las Cadenas”, con asistencia, al final de once contertulios. Se ha excusado Marivi y se incorpora Carlos, que nos ha conocido a través de los carteles que ha elaborado y repartido Juan por diversos establecimientos. En cambio no asiste (aunque prometió intentarlo) Moya, cronista semanal de toros de Radio Illescas y que ha aportado una serie de textos obtenidos de Wikipedia, sobre el Greco. También ha vuelto Julian, con muy buen aspecto, que dice que su libro ya está imprimiéndose y que su hospitalización es algo casi habitual. Por el contrario, se excusa Felix, afectado por unos vértigos que dificultan sus desplazamientos.
Se comenta la presencia de 3 niños del Colegio Virgen del Carmen de Toledo que han venido a hacer un reportaje, para su revista escolar, sobre el Greco e Illescas. Preguntaron sobre el olmo de la plaza y sobre el impacto que los cuadros de la Caridad tienen sobre los habitantes de nuestra villa. Resultaban muy simpáticos.
Pregunto sobre mi impresión de que la campana que suena habitualmente en la torre pudiera estar cascada. Alguien aventura como explicación que el antiguo badajo fue sustituido por una especie de martillo que la golpea mecánicamente por fuera, impidiendo  quizá la libre vibración...
Se discute la fecha de los pequeños hallazgos en la excavación del saneamiento en el callejón de Santa María, probablemente del cementerio que existió en los alrededores de la parroquia. Felipe nos explica el procedimiento de datación por el carbono 14 haciéndonos ver que hay que tratar lo encontrado con mucho tacto para que no quede “contaminado” con sudor u otros restos humanos. En todo caso, la aproximación que se obtiene no es segura para cifras inferiores al milenio. Dice que su coste es aproximadamente de unos 250 € por cada prueba y alude también a la termoluminiscencia (?) otro procedimiento de datación que está aplicándose sobre todo para la cerámica. Yo aludo a un sistema del que me habló Mariñas, que servía para los ladrillos y se basaba en la humedad residual comparada con la del barro necesario para su elaboración.    
El Ayuntamiento contestó a través de la Concejala de Cultura a la nota que les pasó Felipe, sobre los hallazgos citados. La respuesta no reconoce su culpa y por el contrario le reclama la rápida entrega de las fotos que hizo. Parece que, al final, no llegó a venir nadie de la Dirección de Patrimonio de la Comunidad.
Emilio aporta un libro sobre los tres pueblos que quisimos formaran parte de  la fallida Fundación Altasagra y se comenta la personalidad del labrador de Carranque que “descubrió” las ruinas de la Villa de Materno. Fue debido al azar completamente y es en exceso presuntuoso. Tiene doce hijos.
Yo, aporto la historia que en su día me contó Pompa, cuando era alcalde de Carranque: La parte de la llamada Basílica que todavía sobresale sobre el nivel del terreno fue utilizada hasta hace poco (un siglo o dos) como ermita en honor de la Virgen hoy llamada de Casarrubios. Su romería, en la que participaban los vecinos de ambos pueblos, daba lugar a incidentes que llegaron a ser tan graves que obligaron a pedir el arbitraje del arzobispo. Este decidió que los terrenos y la “ermita” eran de los carranqueños, mientras que la Virgen sería para los de Casarrubios. Este azar ha dado lugar mucho después, a que las ruinas romanas queden en el término de Carranque.
El sacerdote que iba a dar la conferencia sobre la historia del Convento de las Franciscanas Concepcionistas, conferencia que se anuló por diversas circunstancias, nos ha informado que probablemente la dará en octubre, una vez haya concluido el trabajo que tiene en curso.
Aporto algunos datos de un estudio que estoy realizando en diversos autores intentando encontrar el porqué de la presencia aquí del cuadro de San Ildefonso de El Greco que, desde luego, no estaba incluido entre los cuatro del contrato que dio lugar al retablo del Santuario, que a su vez originó el pleito entre El Greco y los seises administradores del Hospital. Nos hace observar Felipe que seguiría siendo necesario que nos trasladáramos varios al Archivo Diocesano de la Catedral para poder obtener cada uno el máximo de cajas de documentos que allí permiten, para poder completar los legajos que componen el citado pleito.
Dice que los autores comentaristas se copian unos a otros (a veces sin citarse) y que Lopera que es uno de los que más profundidad alcanzan tratando nuestros cuadros, en general ha copiado  a San Román, igual que lo ha hecho posteriormente Fernando Marías. Defiende por su calidad, el estudio hecho por Susan Barnes, publicado en un libro de varios autores, que se centra precisamente en nuestro retablo. Ella tampoco encuentra justificación a la presencia en nuestra iglesia de un cuadro de una excepcional calidad, realizado precisamente en la época (primeros años del siglo XVII) del pleito que enfrentó tan duramente al Hospital con El Greco.
Miguel Angel da lectura a un texto en que se dice que nuestro retablo se realiza en la época de decadencia de El Greco como pintor y ello explicaría la rebaja que acabó aceptando en la tasación del retablo. Le hacemos notar que el sistema de dejar la fijación del precio al juicio de otros artistas, era un método habitual en la época y que el propio Greco lo utiliza en tres ocasiones más, que sepamos. En cuanto a la calidad de su trabajo, la opinión de los tratadistas es unánime en el sentido de que fué aumentando a medida que maduraba.
La FUNCAVE efectivamente no tiene ningún documento que acredite la propiedad del San Ildefonso aunque la posesión por cuatrocientos años, la da una prescripción contra cualquier eventual reclamación. Además es ininterrumpida, pues hay testimonios escritos del 1709 y del 1800 que sitúan el cuadro en el mismo lugar donde está en la actualidad.
En cuanto a la forma de pintar de El Greco, doy lectura a un largo párrafo de Fernando Marías que la describe, encuadrándola en toda una teoría de las Bellas Artes, no siempre fácil de comprender. Por su parte, Felipe se permite, con todas las reservas, poner en duda la fecha en que fue pintada la imagen de la Virgen, supuestamente de la Caridad, a la que dirige su mirada el santo escritor. Parece que observando el detalle muy aumentado  de la zona de empalme del fondo con la imagen, pudiera encontrarse base para esa observación. Por otra parte la mirada de San Ildefonso podría ser, en caso de ausencia de la Virgen, una mirada soñadora dirigida hacia el cielo...
La lucubraciones de los presentes se multiplican, llegando alguno a pensar en un pago en dinero negro precisamente por este cuadro y el de los “Desposorios de la Virgen” que parece ocupó el altar simétrico al actual de San Ildefonso y que se considera perdido, pues el inacabado con el mismo tema del Museo de Bucarest, tiene un tamaño bastante más pequeño. Sería importante poseer la traza (el plano de alzado) que firmado por ambas partes acompañaba al contrato y que nos aclararía si los cuatro altares laterales formaban o no parte del retablo contratado.
Desde un punto de vista simbólico religioso no cabe duda que los estudios de San Ildefonso sobre la virginidad de María forman un preámbulo muy coherente con las estatuas de los profetas (hoy desaparecidas), con los cuadros que ornaban la bóveda (Anunciación, Nacimiento y Coronación) e incluso con los propios desposorios de la Virgen...
Hago un breve resumen de la conferencia sobre “las Mujeres en la vida de El Greco” que se dio en el Santuario y en la que eché en falta una mayor importancia a Jerónima de las Cuevas, su compañera y la madre de Jorge Manuel, de la que se sabe muy poco, en comparación con la que se otorgó a las dos prioras del Convento de Santo Domingo el Antiguo a las que dedicó la mayor parte de su exposición. Aportó la ¿certeza? de que El Greco sigue enterrado allí contra la opinión general de que su cuerpo fue trasladado a otro convento.
Nadie aporta nada sobre el capítulo XIII del libro de Romo si bien causa extrañeza la escasa longitud del mismo, en comparación con la del capítulo XII, que algunos consideramos digno de volver sobre él.
Miguel Angel aporta la posible visita de San Isidro a Illescas, pues según un texto que ha leído, los habitantes de Madrid se trasladaron a los pueblos aledaños con ocasión del asedio de la ciudad por los almohades en el 1098, época en que el santo vivía en la actual capital. Se le hace ver que lo más probable es que la huida se produjera hacia el norte ya que el ataque moro debía provenir del sur y no da tiempo a seguir hablando pues dan las diez y cortamos toda discusión.

Aprovecho para recordar que el jueves 29 tenemos la tertulia en Radio Illescas y el segundo jueves de junio, día 12 nos volveremos a ver en “las Cadenas”. Venid numerosos.
Fernando Elena.        

No hay comentarios:

Publicar un comentario